Inauguraron obras en la planta transmisora de Radio Nacional

La ceremonia, en la que se habilitó también mejoras para el almacenamiento del archivo audiovisual, contó con la participación del secretario de Medios y Comunicación Pública de la Nación, Juan Ross; la presidenta de RTA, Rosario Lufrano; del director ejecutivo de la emisora, Alejandro Pont Lezica; el coordinador del Archivo de RTA, Julio Fernández Baraibar; el vicepresidente de RTA, Osvaldo Santoro; el integrante del directorio Alejandro Verano, y el jefe de la planta, Alejandro Petraca, junto a trabajadores y trabajadoras de la radio pública.


Radio Nacional habilitó hoy las refacciones y ampliaciones funcionales en la sede de su planta transmisora en General Pacheco e inauguró también las nuevas instalaciones que ocupa la bodega destinada a almacenar material fílmico y magnético histórico, que forma parte del Archivo Histórico de Radio y Televisión Argentina (RTA).

“Prisma” es la plataforma web en la que se aloja al acervo audiovisual y sonoro del Archivo Histórico de RTA, permitiendo su democratización a través del acceso libre de la ciudadanía a esos contenidos. Durante los últimos cuatro años de gestión, se recuperó la capacidad para digitalizar y catalogar ese material, revalorizando así un patrimonio que durante años fue inaccesible para el público.

Durante el acto, el secretario Ross sostuvo que existe “un sistema de medios privados que de alguna manera ha contribuido a generar en el Estado la sensación de que los medios públicos no tienen destino en la Argentina”, y alertó sobre los falsos debates que pregonan “si los argentinos creemos o no que somos capaces de tener medios públicos manejados con transparencia, con profesionalismo, con honestidad y fundamentalmente con compromiso social para llegar al último rincón del país”.

Confío “en que Argentina es un país brillante y lleno de gente brillante”, enfatizó el funcionario y aseguró que el movimiento político que integra “tiene un profundo respeto por la democracia y por la voluntad popular que se expidió contundentemente este domingo con libertad y con las mejores intenciones”.

Ross también se refirió al antes y el después de las obras realizadas en la planta transmisora: “Veremos qué es lo que nos depara el futuro de este país, pero yo estoy absolutamente convencido de que los argentinos tenemos una capacidad enorme de salir adelante”.

“Estamos en un proceso democrático en el que la voluntad popular ha dado su veredicto y como tal lo hemos aceptado, pero eso no puede hacer nunca resignar nuestras convicciones y nuestras banderas para mantener lo que creemos que se tiene que mantener desde la política pública”, concluyó el secretario de Medios de la Nación.

Por su parte, Lufrano dijo tener “sentimientos encontrados de alegría y tristeza: la alegría del deber cumplido y por otro lado la tristeza, que no puedo negar siento, ante la posibilidad de que esto finalmente sí deje de existir”.

“Los medios públicos existen desde hace décadas en la República Argentina cumpliendo su misión, sufrieron las mismas dolencias que el país, hubo momentos de brillo, momentos de excelencia, momentos de oscuridad, momentos de saqueos, momentos de reconstrucción, y ahora nos dicen que no van a existir”, reflexionó.

“Es decir, no solamente perderemos el Archivo Histórico sino que perderemos esto que existe, que son los medios públicos, si eso que preanuncian finalmente se lleva a cabo”, aseguró Lufrano.

“Aquí está la memoria, la memoria de quienes fuimos, de quienes somos y eso explica a quienes queremos seguir siendo. Está expresada en las palabras de la poesía de León Gieco: ‘la memoria despierta para herir a los pueblos dormidos que no la dejan vivir libre como el viento’”, recordó la funcionaria.

“No somos un gasto –Afirmó–, somos una inversión. La voz de los que no tienen voz está reflejada en nuestros medios de comunicación. Si nadie nos ve y nadie nos escucha, como pregonan en tantos lugares, entonces ¿a quién molestamos? Y si no existimos, ¿qué van a cerrar?”, se preguntó Lufrano.

Añadió que hay un pueblo que “confía en la necesidad del Estado, porque el Estado no les sirve a los poderosos, le sirve a los vulnerables, y las consecuencias de lo que se puede decidir en unos días va a castigar a los que menos tienen”.

A su tiempo, Pont Lezica propuso “plantear y visibilizar este esfuerzo, porque los medios públicos no son un costo, son tan valiosos como la educación pública, como la salud, como la ciencia, como todo eso que ha sido la decisión de los argentinos a lo largo de muchísimos años”.

“Nos tenemos que preguntar hasta dónde la decisión del nuevo gobierno puede echar por tierra el trabajo, los sueños, la construcción de un país que se ha hecho a lo largo de más de 200 años, o en el caso de Radio Nacional que cumple 86 años”, dijo el director de la emisora y agregó que “más allá de una idea política, de una coyuntura económica o de crisis hay un patrimonio que es nuestro y ese patrimonio es la Argentina”.

Tras describir “el estado de abandono de las instalaciones” al llegar la actual gestión, Fernández Baraibar se refirió puntualmente a los servicios que presta el Archivo Histórico y citó que “realiza diariamente una intensa tarea de mantenimiento, digitalización y catalogación con criterios y estándares usados en los archivos que son modelos en esta actividad, como los de Radio y Televisión Española. Se trata de una tarea permanente –continuó–, casi sin final, ya que se trata de digitalizar imágenes en muy distintos soportes fímicos y magnéticos, la mayoría de los cuales ya está fuera de fabricación”, explicó.

 “Lamentablemente, siento que la continuidad de la existencia del Archivo Histórico del RTA está en peligro, y tenemos que hacer todo lo posible para que este patrimonio de los argentinos, esta historia audiovisual de los argentinos, permanezca en manos del Estado de la Nación Argentina”, concluyó.